Chips de polenta

Chips de polenta

La polenta es una comida hecha a base de harina de maíz no muy fina. Su preparación es muy sencilla y se puede preparar de manera básica (con un poco de sal y ya está) o enriquecerla con especias y verduras. En este caso, he añadido diferentes especias y un poco de queso en la elaboración de la polenta.

Estas chips de polenta se pueden presentar como aperitivo (con una salsita) o como acompañamiento de algún plato. Además, tienen muy poca grasa ya que se cocinan al horno.

¿Cómo se preparan?

INGREDIENTES (2 raciones)

Para cocer la polenta se pone 1 parte de polenta y 4 de agua o caldo.

  • 1/2 vaso de polenta
  • 2 vasos de agua (se puede poner caldo vegetal)
  • pellizco de sal
  • 1/2 cucharadita de café de pimentón de la Vera
  • pimienta al gusto
  • ajo en polvo
  • pellizco de curry
  • ramitas de romero
  • 2 cucharadas soperas de queso rallado
  • aceite de oliva extra virgen

ELABORACIÓN

  1. Poner el agua a calentar en un cazo. Cuando empiece a hervir añadir la sal, el pimentón de la Vera, la pimienta, el ajo en polvo y el curry.
  2. Añadir poco a poco la polenta sin dejar de remover (mejor con una varilla manual).
  3. Dejar cocer unos 5 minutos a fuego medio-bajo. IMPORTANTE: no dejar de remover porque se pega con facilidad.
  4. Apagar el fuego y añadir 1 cucharada de queso rallado. Remover hasta que se integre.
  5. Volcar la polenta en un recipiente forrado con papel de hornear (para que sea fácil desmoldarla). Para la cantidad que hemos preparado, el recipiente no debe ser muy grande. Debe quedar un corte de unos dos dedos más o menos. Dejar reposar hasta que enfríe y solidifique.
  6. Una vez haya solidificado, pre-calentar el horno a 180ºC.
  7. Desmoldar la polenta y cortarla a tiras de un dedo de grosor más o menos (como las patatas fritas).
  8. Forrar una bandeja de horno con papel de hornear (aprovechar el mismo que habíamos gastado en el molde). Pincelar el papel con aceite de oliva virgen extra.
  9. Disponer las tiras de polenta en la bandeja, que queden espaciadas. Pincelarlas con aceite de oliva y hornear durante 40-45 minutos, hasta que queden crujientes.
  10. Cuando falten 10 minutos para finalizar, añadir unas hojas de romero.
  11. Una vez fuera del horno, rallar un poco de queso por encima.

 

Fuente: inspirada en una receta de Jamie Oliver.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s